¿Escuelas públicas revolucionarias y paramilitares en Argentina?

Desearíamos que fuese una fakenews, pero tristemente no lo es. En nuestro Chaco una Escuela perteneciente a un Partido Político radicalizado y que reivindica la violencia política de la década de los años 70, es apoyada y subvencionada por el Estado Provincial y Nacional para que sus alumnos en su acto de egreso canten canciones revolucionarias en lugar del himno nacional y se vistan con uniformes no escolares sino con clarísima reminiscencias chavistas, todos con camisas rojas. Qué lejos quedó el guardapolvo blanco.

Por Rodolfo Florido

Acto de egreso en la Escuela de Formación Profesional Nro. 2 “Emerenciano” en la provincia de Chaco.

Claro que también nos preguntamos porque sería esto imposible si el propio Presidente de la República y la Vicepresidente adhieren en el acto por su primer año de gobierno a la reivindicación del la organización Montoneros y sus acciones terroristas durante el propio Gobierno Democrático de Perón.

Hubiéramos preferido equivocarnos y pensar que es una fakenews, pero no lo es y así consta en los datos del Instituto Nacional de Educación Tecnológica donde dice: Escuela de Formación Profesional Nro. 2 “Emerenciano.

Tipo de Institución: Formación Profesional. Ámbito de Gestión Estatal y así es su acto de egreso 2020 con simbología Chavista y reminiscencias cubano revolucionarias.

No es el objetivo de estas reflexiones cuestionar la libertad de pensamiento de nadie y mucho menos su filiación política o ideológica, lo que inaceptable y el Gobierno Nacional debería impedir es que una ESCUELA, sea esta Privada o Pública, sea usada para formar niños, adolescentes y adultos en una formación político ideológica cualquiera y más aún si esa formación desafía el orden Constitucional y la República de la manera y forma que nuestro país se ha dado en nuestra Constitución Nacional. Lo contrario sería aceptar que estamos formando niños para la violencia, la exclusión ideológica y el rechazo al pensamiento único que ellos representan.

Desgraciadamente no es esta la primera prueba de lo que está sucediendo en nuestro Chaco y de la mano de uno de los Gobernadores preferidos por la Vicepresidenta Cristina Fernández y su Presidente Alberto Fernández. Hace unos meses, más precisamente el 20 de julio de este año, la así autodenominada Guardia Comunitaria Washek (indígenas Wichis) , nacida un 20 de junio del 2019, anunció por la vía de su “Comandancia General”, su creación, crecimiento y relacionamiento con otras “naciones indígenas”

Luego comenzaron los problemas teniendo enfrentamientos con las fuerzas policiales, control de rutas internas y nacionales y acciones de control sobre su población wichi y tobas que no aceptaban el nuevo orden.

Pero la situación era confusa. El 6 de marzo del 2019, o sea tres meses antes, un comunicado de la “Comandancia General” de la Guardia Comunitaria Washek, decía que las autoridades municipales de Sauzalito y su Concejo Deliberante habían reconocido el status de Guardia Indígena a su agrupación.  Una locura pero tristemente cierto.

Poco después y ante el escándalo, el Gobernador Capitanich los recibió, negociaron y con la titular del INAI (INSTITUCIONAL NACIONAL DE ASUNTOS INDIGENAS) la ex Senadora Magdalena Odarda, llegaron a un acuerdo por el cual la “Guardia” entregaba sus uniformes y sus armas. Extraño acuerdo por cierto ya que la “Guardia Washek” siempre había negado tener armas aunque los propios wichis y la policía local habían afirmado que iban armados. Así que no parece tener mucho sentido entregar lo que afirmaban no poseer. Así el acuerdo, convenían transformar la Guardia Comunitaria Washek  en una “Guardia Ambiental” con uniformes nuevos, lisos no camuflados ni con jinetas o carteles que identificaran grados militares internos.

Esto tampoco duró mucho, un mes después, más precisamente un 10 de agosto del 2020, volvieron a usar sus uniformes camuflados, cortaron una ruta (ruta 9), impidieron el paso de vehículos, transportes de comida e incluso móviles policiales. Esta vez el cartel en el corte de ruta decía “Territorio Indígena Propiedad Privada”.

Decía en el título… ¿Escuelas Públicas revolucionarias y Paramilitares en Argentina? A esta altura ya deberíamos sacar los signos de interrogación y preguntarnos qué está haciendo el Estado Nacional y el Provincial. ¿Negocia, auspicia o concede? ¿Son estos errores o son parte de una decisión por abortar la República? ¿Todo el Gobierno Nacional acuerda con estos sinsentidos o solo una parte?

En cualquier caso la situación es sumamente peligrosa porque su evolución solo conllevará a la violencia y a las muertes. Los argentinos bien nacidos no quieren repetir muertes de un pasado que duele pero parece no enseñar.

Ya lo dijo el Papa Benedicto XVI… Cuando el relativismo se absolutiza en nombre de la tolerancia, los derechos básicos se relativizan y se abre la puerta al totalitarismo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: